El Río Miera es un pecio muy característico del mar Cantábrico. Tal día como hoy, hace 65 años, se hundía cerca de Santander. Así que me he decidido a hacerle un pequeño homenaje a este trocito de hierro tan emblemático para los buceadores técnicos norteños.

Historia

Aunque navegó la mayor parte de su vida bajo bandera española, el Río Miera fue construido en Holanda. Se trataba de un robusto carguero de máquina a vapor y dos calderas. Estaba diseñado para resistir mala mar y navegar grandes distancias con una velocidad de hasta 11 nudos. Durante años recorrió toda la costa peninsular transportando mineral, carbón, sal o cereales.

Como dato curioso, durante la Guerra Civil quedó al mando del Gobierno de Madrid y fue enviado a Leningrado a recoger una carga de cebada. Parece que a los rusos les gustó su estampa, así se quedó retenido durante un tiempo. Afortunadamente se consiguió recuperar y regresó al Mar Cantábrico para terminar sus días transportando carbón desde Asturias hasta Bilbao.

El hundimiento

La noche del 6 de diciembre de 1951 el Río Miera comenzaba una de sus tantas de rutas de regreso en vacío desde Bilbao. Mar esta en calma y la luna resplandecía en el cielo.

Sin embargo, mientras sobrepasaba costeando la bahía de Santander es embestido por un pequeño mercante. La mala suerte quiso que el Río Miera recibiera el golpe en un costado, justo en la separación de sus dos bodegas. El agua comenzó a entrar a raudales y se hundió en pocos minutos. Todos los tripulantes, excepto el primer maquinista, fueron rescatados por el mismo barco que les abordó.

El pecio

10366288_763810953650906_7340699836474680489_n

Proa Río Miera. Foto: Fernando Garcia (Klik)

El pecio del Río Miera resiste bastante digno a los temporales del Mar Cantábrico. Se encuentra en posición de navegación, semienterrado en la arena.

Poco a poco ha ido derrumbándose y sus costillas levantan pocos metros en sus costados desde el fondo. Las zona más imponente es su proa, con las anclas insertadas en los escobenes y los molinetes con las cadenas. Las bodegas están bastante deterioradas y prácticamente no existen zonas de penetración en el pecio.

Lo que abunda en el Río Miera es la vida. Este pecio está totalmente colonizado por la vida marina más típica del cantábrico: bancos de chicharros, congrios, cabrachos, peces de san pedro y en las zonas de arena podemos ver peces planos como lenguados.

 

Planificación de la inmersión

Aunque el Río Miera es un pecio que habitualmente se ha realizado en buceo recreativo, teniendo en cuenta su profundidad, es mucho más seguro realizar la inmersión según los protocolos de buceo técnico.

El centro de buceo que elegimos para organizar la salida fue Buceo Pedreña. Aunque llevamos todo nuestro material preparado de casa, en el centro disponen de material técnico y hacen mezclas adecuadas para estas inmersiones.

En nuestro caso descendimos al pecio respirando una mezcla de trimix 21/35 como gas de fondo. Para esta inmersión, como veréis en el vídeo, llevaba la configuración SideMount Z-System con dos botellas S80 de gas de fondo y una botella S40 con el gas de descompresión, Nx50.

Planificamos un tiempo de fondo de 30 minutos a una profundidad media de 42 metros. Tiempo más que suficiente para recorrer los 50 metros del pecio con tranquilidad. La descompresión, de un total de 25 minutos, fue bastante cómoda. Aunque en superficie el agua estaba un poco movidita teníamos una corriente moderada en el cabo de ascenso que nos permitió mantenernos en el mismo sin mucho esfuerzo.

Sin duda el Río Miera es un pecio que merece la pena visitar de cuando en cuando. Trastear entre sus restos apartando los bancos de peces para poder descubrir la estructura del barco es un placer que pocos pecios ofrecen.

En cuanto pasen los temporales invernales programaremos una escapada a este pecio de nuevo. Si estás interesado en apuntarte no dejes de visitar nuestro calendario de cursos y eventos en la web o síguenos en facebook, que habitualmente publicamos con antelación las escapadas técnicas.

Ficha técnica pecio Rio Miera

Share This